Tecnología

Alemania plantean que la ‘caja negra’ en coches autónomos sea una obligación.

En las últimas semanas hemos visto como el tema de los sistemas autónomos en coches y sus accidentes han estado por todo lados, todo se debe a que Tesla y su autopilot, que se ha dicho en cientos de ocasiones que no es autónomo, ha sido el protagonista de dos accidentes, donde uno de ellos resultó en la muerte de una persona.

En el caso del segundo accidente, Elon Musk salió a aclarar que de acuerdo a sus registros, el Model X no tenía activado el autopilot cuando se volcó en una autopista en Pensilvania, lo que abría un nuevo debate que apuntaba a ¿quiénes deberían tener acceso a esos registros? Ya que en el caso de Tesla ellos son los únicos, pero ¿y los demás fabricantes? Aquí es donde entra Alemania, quien quiere regular esto y obligar a que todos los coches con algún tipo de sistema autónomo tengan una ‘caja negra’ como en los aviones.

Preparando el terreno ante la inminente llegada de los coches autónomos

El Ministerio de Transporte de Alemania está arrancando con la planificación de nuevas leyes que regulen a los vehículos autónomos, de donde se destaca una que obliga a los fabricantes a instalar una grabadora de viaje, la cual llevará un registro en todo momento de los sistemas del vehículo.

La idea principal es que esta grabadora sepa cuando un sistema autónomo es activado, cuando el conductor está a cargo del coche, así como cuando el sistema se desactiva. Esta grabadora es algo muy similar a lo que se tiene en los aviones actualmente con las llamadas ‘cajas negras’, donde la intención es poder analizar cada uno de los detalles en caso de un accidente, donde lo más importante es que cualquier organismo gubernamental autorizado podría acceder al contenido y no sólo el fabricante.

Dentro de este paquete de nuevas leyes también se menciona que el conductor de un coche autónomo deberá estar en todo momento al pendiente de la carretera, algo que ya ha sido implementado en Estados Unidos aunque muchos no lo respeten, ya que al día de hoy los sistemas autónomos aún no se han perfeccionado y el tener acceso a los ‘logs’ es clave para la mejora de los sistemas.

Pero aquí hay que destacar que muchos fabricantes no están de acuerdo con esta posible regulación, ya que esto significaría recopilar datos personales de los conductores del vehículo, como hábitos diarios de conducción, lugares a los que visita, tiempo que pasa en cada uno de ellos, en fin, al tener esta caja negra el conductor tendría que aceptar que se haga un registro de su actividad diaria, algo que muchos no están dispuestos a ceder.

error: Proteccion !!